Belleza
  Maquillaje
  Cabello
  Piel & Cuerpo
  Moda
  Fragancias
  Estilo
  Hogar
  Cocina
  Recetas
  Decoración
  Seguridad
  Plantas & Mascotas
  Manualidades
  Ser Madre & Familia
  Mamá
  Hijos
  Familia
  Pareja & Sexo
  Pareja
  Sexo & Afrodisíacos
  Salud
  Cuerpo
  Estética
  Embarazo
  Ginecología
  Pediatría
  Psicología
  Místico & Esencial
  Astrología
  Horóscopos
  Meditación
  Tarot
  Feng Shui
  Terapias Alternativas
  Dietas & Nutrición
  Dietas
  Gym & Fitness
  Yoga
  Ocio & Entretenimiento
  Humor
  Tests
  Revistas
  Amor
  Viajes & Turismo
  Trabajo & Formación
  Consejos Empleo
  Ayuda Legal
  Mujer Emprendedora
  Economía Familiar
  Ciencia / Natura
  Novias & Bodas

PREGUNTAS CLAVE ACERCA DE LA LIPOSUCCIÓN

Ocupa el primer lugar en el ranking de operaciones de cirugía estética por haber demostrado ser muy efectiva en la eliminación de los depósitos de grasa localizada

 

Aunque no se trata del “milagro antigrasa”, la liposucción es una de las intervenciones estéticas más populares en la actualidad tanto entre mujeres como entre hombres.
La liposucción modifica muslos, caderas y vientres, moldeando los excesos de la naturaleza, suprimiendo las “cartucheras” e incluso levantando glúteos.
Además, con las nuevas técnicas con las que se practica, se consigue reducir al máximo el postoperatorio. Sin embargo, antes de tomar la decisión de someterse a una liposucción, por pequeña que sea, conviene despejar algunas dudas para conocer los detalles que rodean a este proceso.



¿Qué es la liposucción?
Una técnica quirúrgica plástica que remodela los contornos del cuerpo al extraer los depósitos de grasa subcutánea localizada.

¿Qué diferencia hay entre liposucción, lipoescultura, microliposucción, liposucción ultrasónica…?
Realmente, son términos sinónimos que pertenecen al marketing que se ha creado alrededor de esta intervención y que únicamente quieren sonar como novedad, cuando la técnica quirúrgica sigue siendo básicamente la misma en todos los casos.
La liposucción ultrasónica consiste en la aplicación de ultrasonidos al tejido graso a través de una sonda de titanio. Esta técnica se recomienda sobre superficies no muy grandes.


¿En qué consiste?
La grasa se extrae con cánulas de ínfimo tamaño que se introducen en el cuerpo a través de unas mínimas incisiones. Estas cánulas o tubos están conectadas a un aparato de vacío que succiona la grasa.

¿En qué partes del cuerpo se puede practicar?
Puede corregir desde la papada hasta los tobillos y, por supuesto, caderas, abdomen y muslos, las zonas más propensas a guardar la grasa.
Puede ser aplicada casi en cualquier zona, siempre que se realice por un médico cirujano cualificado.


¿Qué tipo de anestesia se usa?
Si la zona es pequeña, se aplica sedación y anestesia local, como en la papada o en las rodillas. Pero si es un proceso largo, se puede poner la epidural.

¿Tiene riesgos?
El mayor riesgo es que no se cumplan, de un modo u otro, las expectativas del paciente.
Por otra parte, cuando no la ha practicado un cirujano cualificado, pueden aparecer huecos o bultos, no quedando la piel de forma lisa y uniforme.
Sin embargo, siempre que se cumpla con el protocolo, la liposucción no tiene por qué implicar riesgo alguno.


¿Combate la obesidad?
De ninguna manera se puede considerar la liposucción, en ninguna de sus variantes, como un tratamiento contra la gordura. Puede reducir volúmenes localizados, pero no sustituye a la dieta ni al ejercicio físico.

¿A qué edad conviene hacérsela?
De los dieciocho a los cuarenta y tantos, da muy buenos resultados puesto que la piel tiene una gran capacidad de retracción.
Antes de la mayoría de edad nunca se debe hacer y después de los cuarenta y pico puede implicar flacidez en los tejidos.
De todas formas, cada paciente es un mundo aparte, y, por lo tanto, siempre se tiene que hacer de forma personalizada.


¿Qué pautas hay que seguir antes y después de la intervención?
Previamente, hay que hacerse un estudio médico y no tomar aspirina ni medicamentos que contengan ácido acetil salicílico durante quince días, ya que interfieren en la coagulación de la sangre. Al menos unas ocho horas antes, no se deben ingerir ni bebida ni comida.
En cuanto al postoperatorio, es normal que exista un drenaje de líquido sero-sanguíneo el día después. La operación puede dejar molestias en la zona intervenida, pero en principio sería suficiente con tomar algún tipo de analgésico.
Durante algún tiempo se puede sentir la zona como dormida, sin sensibilidad, que se recuperará con el tiempo. No se debe hacer ejercicio físico en exceso ni permanecer de pie durante mucho tiempo, al menos durante los tres primeros días.
Hay que llevar faja o media de compresión durante un mes para que el tejido se fije correctamente.


¿Cuánto cuesta?
Al ser un tratamiento personalizado, no se puede establecer con exactitud el precio exacto, pero siempre hay que partir de los 1.500 euros.

¿Dónde se realiza?
Clínica Chamosa
Pº de la Castellana, 113.
Tel. 91 555 25 09 (Madrid).
(El doctor Chamosa es especialista en realizar liposucciones en los tobillos mediante una técnica innovadora).

Clínica Planas
Pere de Montcada, 16.
Tel. 93 203 28 12 (Barcelona).

Sociedad Española de Medicina y Cirugía Estética
Tel. 93 200 19 44 y 91 577 05 33 (teléfonos de información de cirujanos estéticos y plásticos de toda España).

 
Weight Loss Programs | Experts | Quienes somos | Politica de privacidad | Affiliados | Site Map | Ayuda | Contacto |

Derechos reservados 2017, ConsejosParaMujeres.com.ar - Permitido su uso citando la fuente y link a www.consejosparamujeres.com.ar