Belleza
  Maquillaje
  Cabello
  Piel & Cuerpo
  Moda
  Fragancias
  Estilo
  Hogar
  Cocina
  Recetas
  Decoración
  Seguridad
  Plantas & Mascotas
  Manualidades
  Ser Madre & Familia
  Mamá
  Hijos
  Familia
  Pareja & Sexo
  Pareja
  Sexo & Afrodisíacos
  Salud
  Cuerpo
  Estética
  Embarazo
  Ginecología
  Pediatría
  Psicología
  Místico & Esencial
  Astrología
  Horóscopos
  Meditación
  Tarot
  Feng Shui
  Terapias Alternativas
  Dietas & Nutrición
  Dietas
  Gym & Fitness
  Yoga
  Ocio & Entretenimiento
  Humor
  Tests
  Revistas
  Amor
  Viajes & Turismo
  Trabajo & Formación
  Consejos Empleo
  Ayuda Legal
  Mujer Emprendedora
  Economía Familiar
  Ciencia / Natura
  Novias & Bodas

SIRIA

Eso es lo que me han contado, avisándome que su clima no es nada parecido a sus gentes, por lo que es recomendable evitar el verano a la hora de escoger este país como destino. La capital es Damasco, una ciudad de cálida acogida para sus visitantes, con un caos que esconde auténticas maravillas. Un arqueólogo de Ankara la definió como una típica ciudad oriental antigua a la que parece haberle caído un chorro al más puro estilo comunista. (Siria se posicionó dentro del sector soviético durante la Guerra fría).

 

No dejéis de visitar la antigua mezquita de los Omeyas, su muralla, de gran interés arqueológico, el Museo Nacional, el Palacio Azem, el Viejo Bazar y, sobre todo perderos por sus calles con toda tranquilidad, pues Siria es un país con una gran seguridad ciudadana. Buscad un hamman (el famoso baño turco) de los que utilizan los sirios, ya que entraréis en un mundo de relajante paz. Las mujeres tenemos escasas posibilidades de visitar la autenticidad de un hamman y tendremos que aceptar un sucedáneo preparado para turistas o abstenernos.

Consejos prácticos y sugerencias culinarias
Para moverte puedes utilizar taxis, no son caros, pero debes siempre pactar el precio antes de iniciar el viaje, con más o menos artístico regateo.

En la capital tienes más posibilidades de degustar el exquisito desayuno sirio, compuesto por queso de cabra, olivas, arroz y verduras variadas. Todo ello lo riegan con un puro y espeso aceite de oliva riquísimo.

En Siria se puede comer muy barato y equilibrado a base de falafels, kebabs, ensaladas y frutas. Tened precaución con las ensaladas, no abuseis de ellas y si no estáis acostumbrados a viajar a países de Oriente, evitadlas. Comed la fruta pelada y el agua embotellada.

Además de café turco beben a todas horas "chai", infusión de té con muchas variedades.

Muy cerca de la capital, camino de Ammán te ofrecen un buen aperitivo acudiendo a Dera, con ruinas romanas en buen estado de conservación

Lugares para visitar

Desde Damasco, si te diriges al Norte encuentras en el camino el Crack de los Caballeros, impresionante fortaleza de las Cruzadas y la bonita ciudad de Hama, famosa por sus norias de madera de la Edad Media.

Por fin llegas a Aleppo, segunda ciudad después de Damasco, con una Ciudadela inolvidable y un zoco digno de dedicarle unas buenas horas para degustar sus "esencias".

No olvides hacer una escapada al cercano y bizantino santuario de San Simeón. Y si te enamoran los restos arqueológicos y suspiras con emular a Indiana Jones dirige tus pasos hacia el Este, donde se encuentran las ruinas bizantinas de Dura Europos y las babilonias de Mari.

Hacia el Sur está Palmira, no puedes evitarla, te captura con sus inabarcables ruinas romanas, las cuales parecen susurrarte las vivencias que allí tuvo la valiente reina Zenobia, enfrentada a la invasión de Roma. Resérvale dos días y no te arrepentirás.

Siria es un país poco explotado turísticamente, digno de ser visitado sólo por disfrutar de la belleza árida de sus desiertos, de sus restos arqueológicos y culturales, pero además posee un encanto único: la hospitalidad y amabilidad de sus habitantes. Mézclate con ellos, conócelos y sabrás lo que es gente de buen corazón.

Los precios del alojamiento son muy bajos. Puedes comer por 500 pesetas ($4) y casi por el mismo precio puedes dormir. Sin embargo, los precios de las entradas a los lugares turísticos son, proporcionalmente caros, ya que están al mismo nivel que en Occidente.

Los hombres y mujeres sirios tienen fama de ser muy guapos, y de mirar con gran curiosidad al turista. Tened en cuenta que vais a visitar un país en que el 75% de la población profesa la religión musulmana suni, un 10% es cristiana y todos conviven pacíficamente con una variedad de religiones minoritarias. Respetad sus costumbres y ellos os obsequiarán con su amabilidad.

Notas básicas para conocer un poco más el país

  • Documentación a presentar: pasaporte en vigor con una validez mínima de 6 meses. En él no debe figurar ningún sello de entrada o salida de Israel.

  • Cambio: puedes cambiar en bancos, hoteles, fronteras y aeropuertos. Hay que llevar dólares y tener en cuenta que el uso de tarjetas de crédito no está difundido.

  • Salud: no se exige ninguna vacuna pero es recomendable llevar antidiarreicos, fuerte repelente de mosquitos y alta protección solar.

  • Vestuario: para las mezquitas es necesario cubrirse el cabello las mujeres y pantalón largo para ambos sexos. Se recomienda a las mujeres llevar cubiertos los hombros y las rodillas.

  • Propinas: tanto en taxis como en hoteles y restaurantes es esperada. En estos últimos es de un 10% sobre el total de la cuenta.

  • Lengua oficial: el árabe.

  • Moneda: lira (SYP).

  • Corriente eléctrica: generalmente de 220 voltios.

  • Más información: www.syriatourism.org

 
 
Weight Loss Programs | Experts | Quienes somos | Politica de privacidad | Affiliados | Site Map | Ayuda | Contacto |

Derechos reservados 2017, ConsejosParaMujeres.com.ar - Permitido su uso citando la fuente y link a www.consejosparamujeres.com.ar